¿Quieres mejorar el valor que aportas como profesional al cliente interno?

Acaba el año. Si nos deja el fin del Mundo del 21 de diciembre, la lotería de navidad del 22 o alguna huelga sin fecha prevista, seguramente el 2013 será un año en el que todos y todas nos tendremos que espabilar y bien. Es momento de ponerse las pilas y de evolucionar nuestra manera de entender el concepto de servicio a los demás dentro de la empresa. Sin duda, mejorarlo redundará en nuestro beneficio como profesionales, en el de las personas que nos rodean y por extensión, en el cliente externo y al final, en el resultado de la empresa.

No se trata tanto de hacer “el enésimo curso” , ni de realizar una sesuda evaluación del desempeño sino de realizar un ejercicio de reflexión basiquísimo. Simplemente pensar (más de 1 segundo, pero menos de 1 hora) sobre si realmente aportamos valor a los demás.

Es obvio que, como persona  o como líder en la organización, en cualquiera de los ámbitos en los que trabajes (un departamento, área, oficina, tienda, delegación….) aportas un valor que es percibido por tus clientes internos. Dale una pensada a esta preguntas para que el 2013 puedas mejorarlo.

¿aportas valor a tus compañeros, a tu equipo?

¿aportas valor a tus compañeros, a tu equipo?

  • ¿En qué grado trabajar contigo es más cómodo que con otros? ¿pones las cosas fáciles?
  • ¿Respondes a lo que se espera de ti? ¿Si no están contento con tu servicio, “devuelves el dinero”?
  • ¿Cuánto tiempo es necesario invertir contigo para alcanzar un resultado?
  •  ¿En qué eres distinto a otros compañeros? Si tu cliente interno pudiera “comprar” tus servicios, ¿lo haría?
  • ¿Cuál es tu imagen de marca en la empresa? ¿En el verano eres una Coca-Cola o un polvorón?
  • Desde el punto de vista emocional, ¿es fácil trabajar contigo en plano personal?
  • De vez en cuando, ¿sorprendes (positivamente, claro) con alguna facilidad no prevista?

Una última reflexión. Queramos o no, la precepción sobre el valor que aportamos está ahí, nuestros compañeros la tienen y “obviarla” implica degradarla. Hagamos caso a la sugerencia: pensemos

Es tan fácil como preguntar-comprender-mejorar

Anuncios

Reconocimiento a los clientes

primer aniversario Chispas

…Y en estas que Chispas de Excelencia e Innovación cumple hoy un añito y lo primero que se me ocurre es agradecer a todos vuestra participación. Así que muchas gracias a todos por estar ahí y leer las ideas que os propongo… buenas, malas y a-ideas que, ojalá, os hayan sido de utilidad en algún momento.

Gracias a todos… a los que buscáis en google algún término de gestión, a los seguidores habituales, a los puntuales, a los que estáis lejos, a los que estáis cerca, a los que nos conocemos personalmente, a los que todavía no, a los colegas del sector, etc. etc.

…(una muestra de Chispazos en el Mundo)

Chispazos en el Mundo

Y ya que estamos, una reflexión. ¿no os parece importante de vez en cuando, y aprovechando alguna oportunidad coherente, agradecer a los clientes su fidelidad? ¿o al menos reconocer como algo positivo que os prueben y conozcan? Con lo complicado que es hoy en día captar a un cliente, parece razonable no circunscribir la relación de vinculación a un “te quiero vender algo” o a un programa de fidelización de puntos. Existen muuuuchas fórmulas baratas y sencillas para desde la más absoluta sinceridad, simplemente, ser cercano y próximo y generar un impacto positivo en la experiencia de los clientes.

…en tu organización…¿cuándo ha sido la última vez?

 

Lo dicho, gracias a todos/as. Seguiremos prendiendo chispas otro año más…

A %d blogueros les gusta esto: